sábado 26 de November de 2022

Air New Zealand adquiere vehículos terrestres sustentables

por

La aerolínea Air New Zealand ha confirmado el pedido de 36 vehículos BMW i3 completamente eléctricos para su fuerza de ventas. El BMW i3 fue nombrado como el Auto del Año durante 2015 en Nueva Zelanda y, además de ser totalmente eléctrico, cuenta con un diseño sustentable con gran parte de su interior y carrocería hecha a partir de la misma fibra de carbono que el fuselaje del Boeing 787-9 Dreamliner de Air New Zealand.

La compañía también adquirió 12 “Mitsubishi Outlander Plug-In Hybrid” para viajes de largo alcance, además de 28 Kangoo Maxi ZE Renault, camionetas 100% eléctricas para uso en aeropuertos. La Kangoo todavía no está disponible en Nueva Zelanda, lo que convierte a Air New Zealand en el primer cliente local para dicho vehículo.

Christopher Luxon, CEO de Air New Zealand, comentó que la transición de la flota forma parte del compromiso de la aerolínea con la sustentabilidad y la reducción de la emisión de carbono en toda la empresa. «Tomar una posición de liderazgo en la administración del carbono y la reducción de su emisión es una meta importante para nosotros bajo nuestro marco de sustentabilidad. Reconocemos la oportunidad que los vehículos eléctricos representan tanto para Nueva Zelanda como para la aerolínea, porque nos permiten ser la principal empresa del país que trabaja con suministros de energía renovable gracias a la utilización de flota terrestre libre de combustible».

Simon Bridges, Ministro de Transporte de Nueva Zelanda, agregó: «He sido un impulsor de los vehículos eléctricos y estoy muy entusiasmado con las oportunidades que ofrecen a Nueva Zelanda. Está claro que los vehículos eléctricos son el futuro y es muy bueno que compañías como Air New Zealand reconozcan esto. Los beneficios del aumento de vehículos eléctricos son de largo alcance: reducen nuestra dependencia de los combustibles fósiles importados, el costo de estos, y aumentan la eficiencia de nuestras redes de electricidad renovable».

Air New Zealand recibió el primero de sus nuevos vehículos eléctricos en marzo y espera completar la transición de la flota a fines de 2016. Además de la adquisición de los vehículos eléctricos, la aerolínea ha comenzado a instalar puntos de recarga en sus principales sitios de aparcamiento para abastecer los nuevos vehículos. Esto se suma a los puntos de carga ya instalados en los estacionamientos para clientes de la aerolínea.

La aerolínea también ha decido hacer extensivo su cambio a sus equipos de servicio terrestre en el aeropuerto de Auckland, incluidos carritos de golf eléctricos y tractores. Cuando no existen opciones eléctricas, la aerolínea trabaja con Z Energy, a la que le compra biodiesel en su planta en Wiri.