martes 26 de October de 2021

Siete países de América se comprometieron a duplicar sus fuentes de energía renovable

por

Durante la Segunda Ministerial de la Alianza de Energía y Clima de las Américas (ECPA, por sus siglas en inglés), los países integrantes afirmaron que buscarán facilitar la hoja de ruta de cada país para alcanzar sus objetivos de energías renovables.

Esta es la base de la Iniciativa del Hemisferio Occidental para Energía Limpia, nombre del compromiso que asumieron los Estados Unidos, México, Panamá, Chile Colombia, Perú y Costa Rica para duplicar colectivamente las fuentes de energía renovables. De esta manera, la energía solar, eólica, hidroeléctrica, biomasa y geotérmica se duplicará hacia 2030 y reportará sus resultados tangibles en la Tercera Ministerial de ECPA, que se hará en Chile en 2017.

De acuerdo con la Secretaría de Energía y la embajada estadounidense, la nueva iniciativa busca incrementar la colaboración entre los países participantes para facilitar la hoja de ruta de cada país en alcanzar sus objetivos de energías renovables con infraestructura energética más amplia, incrementar la disponibilidad de datos de calidad sobre energía renovable y compartir herramientas de modelos y simulación.

Entre los países que firmaron el acuerdo, por el tamaño de su economía Estados Unidos es el de mayor capacidad instalada de fuentes renovables, con casi 90.000 megavatios instalados al concluir 2013 (1,5 veces la capacidad total que tiene México), aunque proporcionalmente, la instalación de renovables es de apenas 8,4% del total nacional; en tanto, Costa Rica se coloca a la cabeza en capacidad instalada renovable proporcional a su generación total de energía, con 13,4%.

En un comunicado, señalaron que también incrementarán la disponibilidad de datos de calidad en la materia, compartirán herramientas de modelos y simulación, además de cooperar en el desarrollo efectivo de políticas energéticas y planeación.

Además, tratarán de mejorar la flexibilidad y resiliencia de los sistemas de redes eléctricas, impulsar la innovación energética y promover la capacitación de la fuerza laboral, tener un enfoque en el nexo agua-energía y promover el acceso energético, al considerar comunidades remotas.

«Los países participantes de la Iniciativa del Hemisferio Occidental para la Energía Limpia procurarán impulsar las soluciones de políticas y tecnología en apoyo a la Conferencia de las Partes (COP21) de la Convención Marco de las Naciones Unidas sobre el Cambio Climático en París», informaron.