martes 29 de September de 2020

Por qué 2020 es el Año Internacional de la Sanidad Vegetal

Para la FAO, es crucial conservarla para garantizar la sostenibilidad de los sistemas agrícolas y alimentarios, así como para proteger el medio ambiente y los ecosistemas

Redacción @notipositivas por

Año Internacional de la Sanidad Vegetal 2020

Las plantas constituyen el 80 por ciento de los alimentos que consumimos. Para 2050 la producción de alimentos mundial deberá incrementarse para alimentar a una población en aumento. Las plantas son la fuente del aire que respiramos y la mayor parte de los alimentos que comemos. Es crucial conservar la sanidad vegetal para garantizar la sostenibilidad de los sistemas agrícolas y alimentarios, así como para proteger el medio ambiente y los ecosistemas.

La sanidad vegetal mejora la salud de las personas; sin embargo, a menudo no prestamos mucha atención a este enlace, lo cual puede resultar devastador. Por ejemplo, la Organización de las Naciones Unidas para la Alimentación y la Agricultura (FAO, por sus siglas en inglés) estima que se pierde hasta un 40 por ciento de los cultivos alimentarios debido a plagas y enfermedades de las plantas. Esto deja a millones de personas sin comida suficiente y perjudica gravemente a la agricultura, principal fuente de ingresos para las comunidades rurales pobres.

2020, Año Internacional de la Sanidad Vegetal
La sanidad vegetal es clave para alcanzar los ODS

La sanidad de las plantas está cada vez más amenazada. El cambio climático y las actividades humanas han alterado los ecosistemas, reduciendo así la biodiversidad y creando nuevos nichos donde las plagas pueden proliferar. Al mismo tiempo, los viajes y el comercio a escala internacional se han triplicado en volumen en la última década y pueden propagar a gran velocidad plagas y enfermedades por todo el mundo, causando un gran daño a la vegetación autóctona y al medio ambiente.

La sanidad vegetal es clave para alcanzar los Objetivos de Desarrollo Sostenible (ODS)

Herramientas para proteger las plantas

Para proteger la salud de las plantas, los gobiernos deberían:

-Sensibilizar a la población

-Destinar recursos humanos y económicos a organizaciones de protección de las plantas

-Incentivar las inversiones en investigación, divulgación y prácticas y tecnologías innovadoras

-Garantizar la implementación de las normas de la Convención Internacional de la Protección Fitosanitaria

-Fortalecer la vigilancia de plagas y los sistemas de alertas tempranas

-Adoptar un enfoque de gestión integrada de plagas para luchar contra las plagas de las plantas

Debido a la estrecha relación entre la sanidad vegetal y la protección del medio ambiente, la FAO fomenta métodos ecológicos para hacer frente a las plagas, como por ejemplo la gestión integrada. La reducción al mínimo del uso de sustancias venenosas al tratar las plagas no solo protege el medio ambiente, sino que también protege a los polinizadores, los enemigos naturales de las plagas, los organismos beneficiosos y las personas y animales que dependen de las plantas.


Gestión integrada de control de plagas

+ INFO: fuente FAO http://www.fao.org/plant-health-2020/home/es/