domingo 05 de December de 2021

Quanta, una pyme argentina para la cual el reciclado es «un bien social»

por

Quanta es una empresa de Entre Ríos que se dedica, entre otras cosas, al reciclado de plásticos posconsumo y a la transformación de estos en diversos productos: por ejemplo, bancos de plaza, juegos infantiles y mobiliario. De esta forma, Quanta demuestra que el plástico que desechamos puede transformarse en algo muy beneficioso y de gran utilidad para la comunidad.

En el encuentro organizado por el Instituto Argentino de Responsabilidad Social Empresaria (IARSE) , que se desarrolló el 2/08/12 en la ciudad de Córdoba, NOTICIAS POSITIVAS entrevistó al arquitecto Norberto Levy, titular de esta pyme radicada en Paraná, quien se refirió a los orígenes de la empresa: “Lo que arrancó como una necesidad económica se convirtió en la posibilidad de mantener una relación con municipios que hacían recolección selectiva en nuestra provincia. Son municipios de alrededor de 20 mil habitantes a los cuales les recibíamos el plástico y les entregábamos mobiliario que incipientemente estábamos fabricando”.

“En 2000, nos llamaron de nuestra propia ciudad –comentó Levy- y nos pidieron que desarrolláramos un programa para la recolección del plástico en toda la ciudad. A la luz de la experiencia del trabajo con los municipios creamos Punto Limpio”.  Este programa tiene como objetivo propiciar la instalación de puntos de recolección en instituciones, clubes vecinales, escuelas, donde la gente voluntariamente pueda depositar sus plásticos. Eso lo recolecta el municipio, se lo entrega a Quanta y, a cambio, la empresa ofrece mobiliario que, colocado en los espacios donde los municipios determinan, sirve para aumentar y desarrollar la conciencia sobre el reciclado de residuos urbanos”.

Con respecto al reciclaje, Levy destacó también que esta “actividad es de transformación, quien recicla es el ciudadano que está reincorporando ese material al ciclo; de ahí en adelante, todo es transformación. Nosotros transformamos el plástico que la gente decidió recolectar y entregárselo a su estado para que lo transforme en un fardo que nos entregan a nosotros”.

Un gran reconocimiento para este proyecto que conduce, hace ya más de 17 años, Levy con su familia, llegó de la mano de Coca-Cola, ya que fue elegido como uno de los ejemplos de su campaña “Héroes”. “Yo le estoy muy agradecido a Coca-Cola. La verdad es que las razones no sé cuáles son, pero supongo que, además de nuestra tarea vinculada al reciclado, lo que ellos han visto en nosotros es la continuidad y la persistencia en un camino mucho antes que otra gente lo haya percibido”.

Para el arquitecto Levy, es fundamental en este proceso el vínculo con la educación: «En mi ciudad, Paraná, trabajamos con 200 puntos limpios y más del 60% de nuestro proveedores son escuelas. Por eso, estoy convencido de que, si bien el chico es un motor, un vínculo, no es él el que lleva la educación a su casa: son los adultos, los padres y los docentes, los que tienen que transmitir el mensaje. Si la madre no tira, el chico tampoco tira».

Compromiso y responsabilidad son los rasgos fundamentales que distinguen a Quanta: “Desde nuestra empresa propiciamos la responsabilidad, ante todo con nosotros mismos, con nuestras casas y nuestros vecinos, y de ahí surge nuestra responsabilidad social, sea el estamento en el que estemos. Tenemos una gran fortaleza íntima, una convicción de que el camino del reciclado pasa por los procesos voluntarios y por la recolección selectiva de los plásticos. Por eso, hay que verlo como un bien social, y no como un desperdicio”.

+ INFO: www.quantaargentina.com.ar