viernes 07 de agosto de 2020

El Señor No Tan, el amigo que todos quisiéramos tener

Escrito por Javiera Gutiérrez, con ilustraciones de Petra Steinmeyer y editado por Listocalisto, este libro tan extraordinario como su personaje principal escapa a todas las categorías y definiciones

Graciela Melgarejo por

El Señor No Tan, una creación de Javiera Gutiérrez con Ilustraciones de Petra Steinmeyer, es editado por Listocalisto

Todo en El Señor No Tan (editorial Listocalisto) es extraordinario. Lo fue el tiempo de su creación, confiesa Javiera Gutiérrez, su autora: llevó bastantes años porque estaba escrito para que la divirtiera y fuera provocador aun para su propia lógica de editora, justamente para descansar de esa tarea a veces ingrata de tener la última palabra sobre un libro y su edición.

El Señor No Tan, una creación de Javiera Gutiérrez y Petra Steinmeyer, editado por Listocalisto

Fue también extraordinaria la forma en que El Señor No Tan llegó a manos de la que sería su ilustradora, Petra Steinmeyer. El texto había empezado a circular para inspirar a los alumnos de Daniel Roldán en su cátedra de Ilustración de la FADU, y entre ellos estaba Petra, que no solo se enamoró perdidamente del texto y del personaje, sino que buscó a Javiera y le propuso ilustrarlo, como un proyecto para hacer sin tiempo, por puro placer y aprovechando el hecho de que las dos viven en Vicente López, provincia de Buenos Aires. Como era de esperar, entre tantas coincidencias, hubo propuestas y contrapropuestas. «El humor infantil está lleno de audacia, de ideas locas, sorpresivas y muy refrescantes para la mente de un adulto. Yo quise salir de la lógica de los clásicos, la lógica de los antónimos, buenos o malos, no estar de una manera definitiva», señala Javiera. Por eso El Señor No Tan tiene hasta su propio ajuar, para recortar y armar, como se verá, porque su estética es «cercana al cómic», y también para que los adultos no crean encontrar «errores» cuando lo vean lucir su vestidito a lunares y su paraguas para el sol, mientras anda descalzo por la vida.

«Una mañana el señor No Tan se despertó sin haberse dormido. No tan despierto estaba, ni tan perdido. En ese estado, algo confundido, el señor No Tan se puso un vestido. No tan barbudo estaba, sino aburrido.

«El Señor No Tan», de Javiera Gutiérrez

Fue extraordinario, por fin, que en medio de una cuarentena argentina que se iba alargando indefinidamente la editorial Listocalisto publicara en abril de este año este libro magnífico, con una edición muy cuidada y llena de detalles, que incluyen, además del personaje principal, sus animales domésticos, sus plantas y su guardarropas, todo para armar en cartón y papel ilustración. Porque El Señor No Tan no solo va por dónde quiere, come lo que quiere y se viste como quiere, sino que tiene amigos, muchos y muy diversos amigos, y unas enormes ganas de festejar cuando, por fin, encuentra el camino entre varias carteles indicadores un poco contradictorios: «Cerca», «Acá», «Otra parte», «Lejos» o «Muy lejos».

El Señor No Tan, una creación de Javiera Gutiérrez y Petra Steinmeyer, editado por Listocalisto
El Señor No Tan comió de todo, «comió como un glotón»: alpiste, muérdago, un enchufe de televisor, lombrices y tapices

Javiera y Petra quisieron también que cada lector pudiera inventar su propio personaje, y fundaron el Taller del Album, para compartir lecturas, libros, ilustraciones, etcétera, tanto para ellas como para aquellos que también encaran este tipo de proyectos y, por una razón u otra, se les pinchan o se les acaban las ganas. «Es un espacio para proyectos para libros-album o libros ilustrados: damos herramientas y ánimo para que esos libros se terminen, con planes, personajes, ilustraciones, textos. Vemos pasar por este taller tantos proyectos hermosos, que esperamos que los editores estén atentos a las cosas que se están produciendo.»

+ INFO: www.listocalisto.com.ar; tallerdelalbum@gmail.com