domingo 05 de December de 2021

Buenos Aires Fashion Week también miró a las provincias

por

En la BAFWeek, en La Rural, había mucha expectativa por presenciar el desfile “Mapa de Diseño”, que ocurrió en las primeras horas de la tarde porque sus autores todavía no se han ganado el prime time de los diseñadores consagrados.

Sin embargo, esa expectativa del público –en el que la belleza mestiza de la mujer del interior se mezclaba con los looks extravagantes de los porteños amantes del fashion– no fue defraudada.

Las tendencias de moda en la Argentina pasan por la BAFWeek, se sabe. Un encuentro que no solo muestra la creatividad de la capital sino que en su última edición también permitió ver un pantallazo del joven diseño de autor de las provincias. El crecimiento de esta actividad comienza a consolidarse en las diferentes regiones creativas de la Argentina, en donde talentosos diseñadores generan colecciones innovadoras a partir de una original combinación de elementos culturales y productivos.

Frente a un mapa de diseño de enorme riqueza, es importante dar a conocer nuevos protagonistas y colaborar en su proyección nacional e internacional. Una vez más, la iniciativa privada y la gestión estatal se unieron para colaborar: es por ello que el Observatorio de Tendencias del Instituto Nacional de Tecnología Industrial (INTI) acordó con la BAFWeek la realización de la pasarela “Mapa de Diseño”, instancia en la que se exhibieron las colecciones de cuatro firmas de indumentaria de autor provenientes de cuatro provincias. Todas ellas representan la diversidad de escenarios geográficos, acervos simbólicos y lenguajes creativos.

Después de recorrer 18 provincias y entrevistar a 200 diseñadores, las firmas seleccionadas por el Observatorio de Tendencias INTI para la edición Otoño/Invierno 2012 fueron Santos Liendro (Salta), Fabiola Brandán (Tucumán), Leo Peralta (Mendoza) y Quier (Rosario).

Santos Liendro, creación de Roxana Liendre, representa un estilo urbano étnico que eligió como inspiración el Camino Real del Inca que llevaba desde el Cuzco hasta Tucumán. El resultado es un mix de colores y texturas andinas: aguayos, picote y barracán resaltados por ónix, alpaca y piedras del norte argentino. La prenda base es el Unku, especie de poncho rectangular que deviene en tapados y abrigos.

La tucumana Fabiola Brandán parte de los contrastes del blanco y negro, con toques de colores naturales y verde, para un concepto vanguardista que, sin embargo abreva en una inspiración decimonónica. El mendocino Leo Peralta se define como elegante psicodélico y parte en esta colección de un bestiario medieval. Sobre tejidos de lana en colores lisos y plenos aplicó gemas facetadas, avíos metálicos y plumas.

Bajo el nombre de Quier, las rosarinas Silvia Querede y Noemí Gómez tomaron como punto de partida las totoras santafecinas y bautizaron con su nombre científico, Typha, una colección que definen como funcional, modular, sustentable y perdurable. A los tonos tierra, negros, marfiles y verde musgo se sumó la vibración del naranja tomado de la flor del caraguatá o chaguar.

La pasarela Mapa de Diseño también contó con el auspicio de la Fundación Pro Tejer e institutos provinciales.